adopcion.jpg

Filipinas sigue siendo un país con un gran número de niños adoptados, pero desde este país se pretende fomentar de alguna manera la adopción por parte de familias filipinas, algo que no es precisamente sencillo, debido a que todavía no hay muchas familias de Filipinas que quieran hacerse cargo de un niño del país, aunque poco a poco hay una mayor cantidad de familias que no les importa adoptar a niños de su propio país, que ciertamente es lo mejor para todos los niños, para que no tengan que abandonar el país donde han nacido.

Otro de los problemas con los que se encuentran las familias que pretenden adoptar, es que no tienen recursos económicos suficientes, debido a que los filipinos son bastante pobres por lo general y desde luego la diferencia entre los más pobres y los más ricos, es brutal hoy en día, haciendo casi imposible que muchas familias humildes puedan adoptar un hijo de filipinas, algo que vendría muy bien para que los pequeños pudieran crecer tranquilamente en Filipinas, que es lo más interesante para todos ellos.

No cabe duda que las adopciones por parte de las familias extranjeras son muchas, pero poco a poco se quiere que el número de adopciones locales aumente, por el beneficio de los niños y para que todos los pequeños puedan encontrar una familia. Lo mejor de todo es que hay muchas familias en todo el mundo que quieren adoptar a los niños de Filipinas y que aumenta el número de familias locales que pueden adoptar.

Vía|Comunidadtulay
Foto|Gentedigital