filipinas-playas.jpg

Disfrutar en la playa de nuestra cámara de fotos para poder llevarnos algunos recuerdos, es algo normal, pero deberemos tener una serie de precauciones para no estropear la cámara, ya que el sol, la arena y el agua del mar pueden ser grandes problemas para una cámara normal, salvo que sea especial para las playas. Muchos de nosotros solemos llevar una cámara digital cuando vamos de vacaciones y visitamos las playas del lugar, algo realmente habitual y por ello es bueno seguir una serie de consejos básicos.

En primer lugar es recomendable no dejar la cámara sobre la arena, sino que la deberemos guardar en una funda adecuada, para que esté alejada de la arena y fuera del contacto con el sol, que no es precisamente muy recomendable. A la hora de hacer fotografías es mejor tener las manos limpias y secas, ya que cualquier contacto con agua del mar es muy perjudicial para la lente, para el cristal y para la cámara, por lo que es muy importante cuidarla al máximo.

Otro de los consejos que se recomienda es que no dejemos la cámara al sol, aunque esté guardada en un bolso, porque por dentro puede alcanzar una temperatura muy elevada, que no es precisamente muy recomendable para la cámara. Debería estar bajo la sombrilla de playa y de esta manera poder disfrutar de una cámara digital en perfectas condiciones y muy bien cuidada, tanto cuando viajemos como cuando simplemente disfrutemos de un día de playa en nuestra ciudad.

Foto|Flickr